23-04-2019
Se han ajustado varios talentos de las distintas clases. Para más informnación pincha aquí
El Webmaster

08-07-2013
Ya está habilitada la nueva galería de módulos de rol según el formato nuevo de listados.
Podeis vistarla pinchando aquí o desde el menú de navegación superior.

El Webmaster

02-02-2012
Podeis cambiar los cuadros a mostrar en la pantalla de inicio entrando en DATOS DEL PERSONAJE en la barra lateral de la derecha, y especificando qué cuadros deseais ver.
El Webmaster

01-02-2012
Se ha habilitado una nueva galería de series, en donde podréis sugerir, votar y comentar vuestras favoritas
Grupo de colaboradores

¿Dos pesos y mi nombre por atracar el barco? Te doy 5 pesos si olvidamos mi nombre... (Capitán Jack Sparrow)


Volver a la biblioteca de juegos
 
Overclocked
Género: Aventura gráfica
Comentarios (6)

(Sugerido por: constantine)
Sinopsis
Gráficos
Sonido
Jugabilidad
Idiomas
Votaciones
Sinopsis
Hace unos años, en el Noviembre del año 2007, cinco jóvenes aparecieron vagando por las calles de Nueva York, causando el pánico a su paso y actuando de forma errática y desorientada, como poseídos por una fuerza antinatural o una enfermedad mental. Las fuerzas del orden los detuvieron y los mantienen aún hoy a buen recaudo en el hospital psiquiátrico de Staten Island, donde permanecen en un trance extraño y no diagnosticado del que parece que no son capaces de salir. Para evitar sus episodios violentos, los médicos del lugar le administran fuertes medicamentos que potencian todavía más su estado de autismo, dejándolos incapaces de distinguir la realidad de los recuerdos que les atormentan. Ante la necesidad de descubrir lo que les ocurre a los jóvenes, se recurre a un profesional del estado, un hombre único en su ralea, con cocimientos sobrados en el campo de la psiquiatría militar.

David McNamara, es tu nombre, y eres un antiguo psicólogo del ejército americano. Llegas a la ciudad de Nueva York con el único cometido de descubrir el motivo del trance de los jóvenes. Tus métodos serán muy distintos a los empleados por los médicos del centro, y recurrirás a la hipnosis y a los trances inducidos para adentrarte poco a poco en esas mentes torturadas, para ir así descubriendo lo que les ha acontecido. Ese será uno de los atractivos del juego: no sólo controlaremos al doctor McNamara, sino que en esos flashbacks que nos narran el pasado, sino que también dirigiremos a los jóvenes a través de sus recuerdos, viendo paso a paso cómo eran sus vidas y qué les sucedió a la hora de producirse esa alteración mental.
Gráficos
El motor gráfico que empuja todo el juego es un 3D, entremezclado con unos escenarios prerrenderizados estáticos, con focos de fuga que recrean la profundidad de la tercera dimensión. Ciertamente no es en el motor gráfico donde más se ha producido el desempeño de los recursos en este juego, y es que no se incluyen facilidades para antileasings, morphings y filtros de las tarjetas gráficas modernas capaces de propiciar mejores gráficos, al igual que las resoluciones, que te deja escoger entre tres fijas que se pueden quedar pequeñas para los monitores grandes de hoy en día. Así, es frecuente encontrarse con personajes que "atravesarán" con su brazo paredes al estar cerca de ellas, los giros y vueltas de orientación serán muy automátas y las animaciones en general pecarán de movimientos muy acartonados y poco volubles, poco naturales.

En exteriores, cabe destacar los efectos de lluvia, un efecto que nos propiciará un gran telón de fondo lúgubre, capaz de transmitirnos la melancolía y el malestar de los personajes. De hecho, las conversaciones bajo la lluvia son una auténtica representación cinematográfica muy sólida, al igual que los flashbacks, en los que, durante su presentación y para unir los momentos, la pantalla se divide en dos, una mitad para el presente y la otra para el pasado, algo muy original.

La correlación entre el procesamiento gráfico y su montaje en las tarjetas gráficas arrastra cierto tiempo de "cuelgue", y es frecuente encontrarse con el personaje agarrando el teléfono en su oreja incluso aunque ya hayamos colgado hace un rato, al igual que para abrir una simple puerta, el detective puede llevarse un buen rato entre que llega, se gira, mueve su brazo, abre su mano, atraviesa el picaporte con sus dedos, la puerta se abre, etc...
Sonido
El tema principal que nos va acompañando es una canción instrumental del tipo policíaca-intriga que encaja de forma muy oportuna con el guión principal del juego, con unos efectos de lluvia (muy presente en toda la aventura) y ruidos de objetos muy numerosos y bien enlazados en todo. Y si bien los gráficos arrastran cierta carencia en sus movimientos, los sonidos que los acompañan mejoran un poco la experiencia general.

Cabe mencionar también los diálogos de los personajes, especialmente la de los enfermos, cuyas frases initeligibles, gritos y altibajos están muy bien grabados y doblados (sí, está al castellano traducido).
Jugabilidad
Su sistema de juego es mediante el point&click, de forma que al detectar con el ratón una zona de acción, al pinchar sobre ella, se nos abrirá un menú radial con las acciones a llevara cabo, como inspeccionar más detenidamente, coger el objeto, entrar en una habitación, etc. Manejamos a los personajes con una vista en tercera persona, moviéndolo también con el ratón a base de click sobre el punto donde queremos desplazarlo, sencillo y de fácil manejo.

Sobre la interfaz, lo más destacable es la PDA de McNamara, con la que podremos llamar por teléfono, recibir mensajes de texto y, lo más importante, grabar todas las sesiones que tengamos con los pacientes que visitemos para luego consultarlo. Estas serán esenciales, no sólo para obtener posibles nuevas pistas, sino para conseguir hacerles recordar dónde hemos dejado las sesiones, y para impulsar los recuerdos de los demás. Entre unas y otras funciones, estaremos recurriendo constantemente a este artefacto, una adaptación moderna de las agendas y grabadoras del pasado.

Estará presente en el inventario, el cual será visible en todo momento, en la parte inferior de la pantalla a modo de lista deslizante. Los objetos que portemos pueden tener varios usos, y las opciones se despliegan alrededor del puntero en un menú radial. Así, si tenemos una linterna, podremos usarla, mirarla o bien encenderla; en este último caso, tendremos control directo sobre el haz de luz, el cual reacciona a nuestros movimientos con el ratón con sencillez natural. Por lo general, el uso de todos los objetos que tengamos será bastante evidente, y como el juego se divide en pequeños segmentos independientes, cada uno tendrá su propio inventario, en muchos casos predeterminados por el argumento. Es decir, primero debemos usar los objetos que tenemos y, posteriormente en otro flashback, recogerlos.

Así, las cosas se simplifican mucho, y el juego está planteado de forma bastante limitada al entorno de cada situación, lo que reduce bastante las complejidades y los elementos a investigar o utilizar. Overclocked dista mucho de las grandes dificultades y los verdaderos rompecabezas que nos podemos encontrar en otros títulos; no por ello carece de momentos que requerirán nuestros mejores esfuerzos mentales. Pero no serán muy numerosos ni dejarán de ser, hasta cierto punto, lógicos, por lo que en ese aspecto es una aventura bastante directa, sin grandes complicaciones, más centrada en contar la historia que nos propone. Y es en esta historia general donde nos presenta una forma muy original de guiarnos, a través de un argumento bastante enrevesado y que no hará más que provocarnos preguntas que querremos resolver. El ritmo narrativo es el adecuado, y el modo en el que hilan las historias de los jóvenes, siempre hacia el pasado, está bastante bien resuelto, aún cuando los últimos cabos no terminan de atarse de una forma del todo coherente. Además de la historia de los adolescentes, que iremos desvelando poco a poco, el propio McNamara tendrá sus problemas personales, y habrá bastantes misterios en el entorno del hospital, aparte de los pacientes.
Idiomas
Se puede comprar el juego en varios idiomas comercializados, incluídos el castellano, tanto en textos y menús como en doblajes de diálogos.
Votaciones

constantine
(6)

dagorlad
(8)

wizard
(8)

amadea
(8)

marina
(8)

sherlock
(10)

poirot
(8)

troya
(8)

yumas
(8)

mordor
(8)

martika
(6)

marisol
(6)

faramir
(8)

Pupu
(4)

cretasol
(6)

amstel
(4)

boromir
(8)

Sagan
(4)

alguta
(4)

phantom
(5)

carlota
(7)

lucifer
(5)

camus
(5)

leandra
(5)

agamenon
(3)

prelado
(5)

patriot
(5)
 
                 Darse de alta en el portal web
                 Recuperar contraseña



 
 Administrador:wizard, administrador 
 Programador:wizard 
 Diseño gráfico:wizard 
 Colaborador:lucifer, constantine, dagorlad 
 Moderador:troya, camus 
 Total de pobladores:4155Aviso legal  Privacidad  FAQs  Editorial  
 
No hay ningún usuario conectado a la web.